Producción de cultivos

Cómo congelar rebozuelos para el invierno: 4 maneras

Los rebozuelos son legítimamente llamados entre los regalos forestales más útiles. Son ricas en vitaminas, aminoácidos y minerales que mejoran la condición de la piel, el cabello, restauran la visión, eliminan toxinas del hígado, aumentan la inmunidad y otras funciones protectoras del cuerpo. De estos, puede cocinar una variedad de platos, así como hacer preparaciones para el invierno: seco, pepinillo, sal, congelar.

En este artículo nos centraremos en la obtención de rebozuelos para el invierno mediante congelación. Para los especialistas culinarios principiantes, este proceso puede parecer difícil, por lo que pueden surgir algunas preguntas, por ejemplo, ¿cómo se pueden congelar los rebozuelos y durante cuánto tiempo se almacenarán?

Procesamiento de rebozuelos antes de congelar

¿Cuál es la mejor manera de congelar los rebozuelos y merece la pena realizar un tratamiento térmico antes de este proceso para que los hongos no pierdan sus propiedades beneficiosas? Considere varias opciones para congelar rebozuelos: crudos, hervidos y fritos.

Antes de comenzar las recetas para congelar rebozuelos, debe conocer las reglas generales para su tratamiento previo.

  • Los champiñones crudos deben procesarse lo antes posible. Tales preparaciones serán mucho más sabrosas y seguras para la salud.
  • Los rebozuelos se limpian de escombros del bosque, se cortan las puntas de las piernas, si esto no se hizo en el bosque, y se lavan con abundante agua fría.
  • Antes de la congelación, los hongos se seleccionan solo enteros, sin daños. Las muestras rotas y grandes deben usarse para hervir o freír.
  • Los hongos se colocan sobre una toalla de cocina y se secan durante al menos 3-4 horas. Aunque el secado se lleva a cabo el tiempo suficiente, no se puede descuidar para que la humedad restante en el congelador no se convierta en hielo.

Es importante Para conservar los champiñones frescos durante más tiempo, puede verterlos con una pequeña cantidad de sal antes de congelarlos.

La mejor manera de congelar rebozuelos para el invierno fresco.

¿Cómo congelar rebozuelos frescos para el invierno para que el producto no sea peligroso para la salud?

  • 3 kg de rebozuelos frescos,
  • 70 gramos de sal
  • Envases de plástico o bolsas de plástico.
  1. Después del tratamiento previo y del secado, los hongos se distribuyen en recipientes de plástico para alimentos y se espolvorean ligeramente con sal.
  2. Se pueden usar bolsas de plástico: rebozuelos para dormir, sal, liberar todo el aire y atar bien.
  3. Almacene en el congelador y almacene a una temperatura no inferior a -18 ° С.

Estas setas después de descongelar pueden ser rápidamente escabechadas o encurtidas para cualquier festividad.

Cómo congelar rebozuelos crudos sin hervir: descripción paso a paso

¿Cómo prepararse para los rebozuelos de invierno mediante la congelación sin tratamiento térmico? En esta variante, sugerimos utilizar el proceso de blanqueo.

  • 3 kg de rebozuelos,
  • 1 cebolla,
  • 1.5 del art. l sal
  • Envases de alimentos o bolsas de plástico.

Cómo congelar rebozuelos crudos, excluyendo la ebullición, mostrará una descripción paso a paso.

  1. Vierta el agua en una cacerola, deje que hierva y agregue las cebollas cortadas en 4 pedazos con 1.5 cdas. l sal.
  2. Los rebozuelos pelados y lavados extienden una capa fina en un colador.
  3. Sumergido en salmuera hirviendo durante 2-3 minutos e inmediatamente se lava bajo un grifo con agua fría.
  4. Se deja escurrir y colocarse sobre una toalla de cocina, dejándolo en esta posición durante aproximadamente 3 horas.
  5. Para llevar a cabo este procedimiento con setas a su pleno uso.
  6. Después del secado, extienda los champiñones en una capa delgada sobre el aderezo y colóquelos en el congelador para congelarlos. Exponer la temperatura más baja posible durante 2 horas.
  7. Sacar, disponer en bolsas o contenedores y volver a poner en el congelador, devolviendo la misma temperatura.

Cómo prepararse para los rebozuelos hervidos de invierno por congelación.

El preprocesamiento de rebozuelos cocidos antes de la congelación se realiza de la misma manera que los frescos.

La congelación después de hervir se considera la forma más confiable de preparar los hongos para el consumo. Muchos cocineros utilizan esta opción para ahorrar tiempo: los champiñones simplemente se descongelan y luego se guisan, se fríen, escabechan o se cocinan los primeros platos.

¿Cómo congelar rebozuelos cocidos, conservando el aroma y el sabor de los cuerpos frutales? Te ofrecemos una receta que te gusta por su sencillez y accesibilidad.

  • 2 kg de rebozuelos,
  • 2 cucharaditas sal de roca (no yodada),
  • 1 cebolla,
  • 2 dientes.

Cómo congelar los hongos rebozuelos en forma hervida, se mostrará una descripción detallada del proceso.

  1. Vierta el agua en la sartén de manera que sea 2 veces más grande que el producto principal.
  2. Añadir la sal, los clavos y la cebolla cortados en 2 trozos, dejar que hierva.
  3. Sumerja los champiñones pelados y lavados en salmuera hirviendo y cocine durante 10 minutos, eliminando la espuma formada de la superficie. Si aumenta el tiempo de ebullición, cuando se congelan, los rebozuelos pierden su estructura.
  4. Vuelva a tirar sobre la rejilla, escurra bien, luego extiéndalo sobre una toalla de cocina en una capa delgada y deje que se seque durante 2-3 horas.
  5. Doble los cuerpos de las frutas en bolsas o recipientes de alimentos, presione hacia abajo y cierre.
  6. Poner en el congelador y almacenar a una temperatura no superior a -18 ° C.

Cómo congelar rebozuelos cocidos para cocinar primeros platos.

¿Cómo congelar los rebozuelos de invierno después de hervir, si se utilizarán para cocinar los primeros platos? Las setas se congelan juntas con líquido, llenando todo en un recipiente hermético para alimentos.

  • 2 kg de rebozuelos,
  • 2 cucharaditas sal
  • 2 litros de agua
  • 2 piezas laurel y clavo de olor,
  • 5 granos de pimienta negros.
  1. Las setas después de limpiar y enjuagar verter la salmuera hirviendo.
  2. Salmuera: en 2 litros de agua combine la sal, así como las especias, deje hervir y hierva durante 5 minutos.
  3. Los champiñones hierven en salmuera durante 15 minutos a fuego lento y apagan la estufa. Si desea reducir el tiempo de cocción, los champiñones deben cortarse en rodajas.
  4. Dejar enfriar completamente y preparar para congelar.
  5. En una bolsa de plástico de plástico contenedor de alimentos pila.
  6. Los hongos se colocan en él, se vierten con caldo y, sin cubrir con una tapa, se ponen en el congelador.
  7. Después de completar el endurecimiento, el paquete de azulejos congelados se retira y se coloca en el congelador.
  8. A partir del producto semiacabado resultante en el invierno, es muy fácil hacer una sopa de champiñones aromática o romper papas con rebozuelos en caldo.

Cómo congelar rebozuelos fritos para el invierno: descripción paso a paso

Hay muchas recetas para hacer rebozuelos para el invierno a través de la congelación. Sin embargo, si no tiene tiempo suficiente para conservar los champiñones, utilice la fritura y la posterior congelación.

Cómo congelar constantemente los rebozuelos fritos para el invierno mostrará una descripción paso a paso de la receta.

  • 2 kg de rebozuelos,
  • 100 ml de aceite vegetal,
  • 3 bombillas,
  • 3 cucharaditas sal
  • ½ cucharadita pimienta negra en polvo.
  1. Los rebozuelos pelados y lavados se cortan en trozos pequeños.
  2. Verter 1/3 del aceite en una sartén caliente y extender las setas. Es mejor no usar grasas animales, de lo contrario, en forma congelada, estos hongos no se almacenan más de 1-1.5 meses.
  3. Freír hasta el momento en que todo el líquido se evapore.
  4. Agregue el resto del aceite, vierta la cebolla, picada en cubos y fríe durante 10 minutos.
  5. Sal, agregue la pimienta, mezcle y siga friendo durante 5 minutos.
  6. Retirar del fuego, dejar enfriar completamente y dispensar en recipientes de alimentos.
  7. Presione hacia abajo para liberar el aire, cierre las tapas y envíelo al congelador.

Cómo congelar rebozuelos sin especias en casa.

Esta receta para cocinar rebozuelos por congelación para el invierno no permite la adición de especias y verduras. Incluso la cantidad de aceite vegetal debe ser limitada. La principal ventaja de este método es que los hongos no necesitan hervir.

  • 2 kg de rebozuelos,
  • 50 ml de aceite vegetal.

Cómo congelar hongos rebozuelos para el invierno, puedes aprender de la descripción paso a paso.

  1. Los rebozuelos pelados y lavados se colocan en una sartén caliente y se fríen hasta que el líquido se evapora.
  2. Agregar el aceite vegetal y freír a fuego lento durante 15 minutos.
  3. Deje que los champiñones se enfríen un poco y colóquelos sobre toallas de papel para drenar todo el exceso de grasa.
  4. Empacó los champiñones de manera conveniente y se envió al almacén en el congelador.

Tal palanquilla después de la descongelación se puede usar para pizzas, pasteles y para cocinar papas fritas o carne.

Características de la preparación de rebozuelos para congelación.

  1. Este tipo de champiñón pierde un poco de sabor y aroma al marinar, por lo que debe consumirse principalmente fresco. Chanterelles a menudo se congelan para el invierno de varias maneras.
  2. Para congelar los hongos, se necesitan muestras recién recolectadas sin defectos. Los rebozuelos también son famosos por el hecho de que no pueden ser gusanos. Por lo tanto, antes de la congelación vale la pena prestar atención a las frutas fuertes y enteras.
  3. El resto de los hongos es mejor utilizarlos en un futuro próximo. No enfríe los rebozuelos recién cosechados, porque después de tales manipulaciones, adquirirán amargura. Después de recoger los hongos, debe prepararlos para el almacenamiento a largo plazo en el menor tiempo posible.
  4. Si los champiñones se preparan lo suficientemente rápido, más adelante en uso, conservará las propiedades máximas de los rebozuelos. La vida útil de los champiñones recién recogidos en el congelador es de hasta 5 meses.

Características del trabajo con rebozuelos.

En forma de pepinillos encurtidos, estos champiñones no son tan sabrosos como frescos, por lo que surge la pregunta: cómo congelar los rebozuelos para el invierno. Damos recetas en este articulo.

Solo las muestras frescas, fuertes e intactas son adecuadas para la congelación. Gusanos, viejos, con tapas desmenuzadas mejor cocidas y consumidas inmediatamente. No se recomienda enfriar rebozuelos crudos, ya que después de varias semanas de almacenamiento en el congelador, adquieren un sabor amargo.

Preparar todo para congelar durante dieciséis a dieciocho horas después de la recolección. Sin embargo, esta regla es relevante para todos los hongos. Cuanto más rápido los procese (limpie, enjuague, haga la preparación) después de la recolección, más sabor, sabor y vitaminas ahorrará. Sí, y vivirán en tu refrigerador por más tiempo.

Los rebozuelos congelados se almacenan durante tres o cuatro meses. Si es posible proporcionar una temperatura inferior a -18 grados, entonces "vivirán" hasta un año. No se recomienda almacenarlos durante más tiempo, ya que existe un alto riesgo de daños en el producto.

Así que, setas chanterelle: ¿cómo cocinar para el invierno? Puedes congelarlas crudas, hervidas o fritas.

Método uno: rebozuelos crudos

Si no realiza un tratamiento térmico antes de la congelación, los hongos conservan mejor su forma y sabor. Así que averigüemos cómo congelar rebozuelos para el invierno húmedo.

Sin pre-hervir es probable que los champiñones tengan un sabor amargo. Para evitar tales situaciones, algunas amas de casa aconsejan revisar cuidadosamente los rebozuelos, retirar las muestras secas y preparar solo los congeladores más frescos y de la más alta calidad. Pero una vez a la vez no es necesario, por lo que dicha preparación deberá realizarse bajo su propio riesgo y riesgo.

Después de haber tocado los champiñones, límpielos con una servilleta. Puedes enjuagar, pero no necesitamos hielo adicional. Sí, y el sabor durante el procesamiento en seco se conserva mejor.

Después de limpiar, extienda los rebozuelos sobre una superficie plana en una capa (en un plato, bandeja) y envíelos al congelador durante diez a doce horas. Después de eso se pueden verter en envases o envases.

Método dos: rebozuelos hervidos

¿Cómo congelar los rebozuelos para el invierno, si no hay confianza en los blancos crudos de los hongos, y quiere estar 100% seguro de que la amargura no se manifestará? Solo hervirlos un poco.

Limpie los residuos de los hongos, enjuague bien. Si los champiñones son demasiado grandes, córtelos en varios pedazos.

Hierva el agua en una cacerola para que el líquido sea dos veces más que el producto. Agregue 1-2 cucharaditas de sal por libra de champiñones. Hervir los rebozuelos durante cinco minutos. Formado en la superficie de la película sucia de agua debe ser eliminado.

Si aún tienes miedo, puedes aumentar el tiempo de cocción a diez minutos, pero ten en cuenta que cuanto más tiempo estén los hongos en agua hirviendo, más sabor perderán. Es imposible mantener los rebozuelos en el agua durante más de veinte minutos, de lo contrario perderán su estructura cuando se congelen.

A continuación, coloque los champiñones en un colador, déjelos enfriar y seque con una toalla de papel. Los hongos absorben bien el agua, que después de la congelación se convertirá en hielo innecesario. Coloque los champiñones en recipientes o bolsas y póngalos en el congelador.

Desafortunadamente, al hervir de alguna manera se estropea la apariencia de los hongos, entonces el método es adecuado si los hongos frescos ya han perdido su forma.

Método tres: rebozuelos fritos

¿Cómo congelar rebozuelos para el invierno frito? Pelar los champiñones, rebanarlos y freírlos en una sartén con la adición de aceite vegetal durante veinte minutos. Es necesario que todo el exceso de humedad se evapore. No es recomendable usar grasas animales en lugar de mantequilla, ya que en este caso los hongos congelados no pueden almacenarse por más de un mes.

Después de eso, espere a que los hongos se enfríen completamente, luego colóquelos en bolsas o recipientes y refrigérelos.

A diferencia de los hongos ceps, boletus y aspen, hervir los rebozuelos antes de freír es opcional. Además, al freír, puedes agregar inmediatamente cebollas y verduras.

Método cuatro: "Cubo de caldo"

Ahora te diremos cómo congelar los hongos rebozuelos para el invierno, si planeas usarlos principalmente para cocinar sopas.

Prepare los champiñones (cáscara, pique) y hierva, pero no escurra el caldo. Espera a que se enfríe.

Tome el recipiente de plástico y coloque la bolsa de plástico en él. Colocar los champiñones hervidos en el mismo y rellenar con caldo. Y justo en esta forma, envia el congelador.

Cuando el caldo se endurezca, retire la baldosa resultante del recipiente y colóquela en el congelador.

En el período de un invierno largo y frío, puede hacer fácilmente una sopa sabrosa y sabrosa o papas guisadas con champiñones del producto semiacabado resultante.

Correcta descongelación

Es importante saber no solo cómo congelar los rebozuelos para el invierno, sino también cómo descongelarlos. Es deseable hacer esto en etapas. Primero mueva los champiñones del congelador al refrigerador (en el estante inferior) y luego complete el proceso a temperatura ambiente. No se recomienda utilizar para este fin el modo correspondiente en el microondas.

Los rebozuelos descongelados deben cocinarse inmediatamente. Déjelos en el refrigerador por varios días y no se pueden volver a congelar. Por lo tanto, en el proceso de creación de espacios en blanco, es mejor colocar los rebozuelos en recipientes en lotes pequeños, aproximadamente en la cantidad que planea agregar a un plato.

Si ha congelado los champiñones de diferentes maneras (crudos, hervidos, etc.), entonces, por conveniencia, firme los paquetes, ya que será difícil distinguir cuáles están en el futuro.

Los productos semiacabados de hongos enfriados se pueden freír, hervir, agregar a las sopas, usar como relleno para hornear o empanadillas, etc.

¿Qué otros espacios en blanco de rebozuelos son

Cómo congelar rebozuelos para el invierno, nos dimos cuenta. Pero hay otros espacios en blanco para la estación fría. Por ejemplo, marinar. Si no quiere meterse con las latas, entonces los champiñones simplemente se pueden secar.

Solo los rebozuelos son adecuados para el secado, por lo que tendrás que hacer algo diferente con las piernas. No olvide que solo se permite la cosecha de setas no corrompidas.

Puede secarlos en el horno a bajas temperaturas (65 grados o menos) o de forma natural. Almacenar en una jarra o bolsa sellada.

De esta forma, pueden permanecer hasta tres años, si están protegidos de la humedad alta, pero es mejor no arriesgarse y comer dentro de un año.Antes de usarlos, deberán empaparse en caldo o agua.

Así, las rebozuelos. ¿Cómo cocinar para el invierno? ¿Congelarlas crudas, fritas o hervidas? ¿O tal vez simplemente salmuera o seco? La elección es tuya.

Preparación de setas

Independientemente del método de recolección que se elija, deben ser cuidadosamente magullados, limpiados de escombros y tierra, y eliminar los lugares podridos. Luego enjuague bien con arena y suciedad, preste especial atención a la parte posterior de la tapa, donde se acumula casi toda la suciedad. Los champiñones no se pueden remojar en agua. La parte inferior de las piernas debe ser cortada. Es necesario comenzar a procesar los rebozuelos en las próximas 24 horas después de su recolección, ya que se deterioran muy rápidamente y se acumulan sustancias tóxicas en ellos.

Formas de congelación

Hay dos maneras de congelar. La primera es cuando los champiñones se congelan frescos. Este método le permite conservar todas las propiedades beneficiosas de los hongos, las vitaminas y los oligoelementos. La desventaja de este método es que no todos los hongos recolectados son adecuados para ello. Para la congelación cruda, se deben seleccionar rebozuelos jóvenes con un gorro no revelado. Los especímenes grandes después de este método de adquisición adquieren amargura.

Para congelar rebozuelos para el invierno fresco, sin cocinar es muy simple, considera cómo hacerlo:

  1. Después de clasificar, limpiar y lavar los champiñones, doblarlos en un colador y dejar que el exceso de agua se drene.
  2. A continuación, colóquelos en una sola capa sobre una toalla y deje secar.
  3. Después de eso, los rebozuelos se pueden plegar inmediatamente en paquetes y enviar al congelador. Pero para evitar el posible encolado, puede congelar los champiñones, esparcirlos en una sola capa en el congelador, y después de eso, puede recolectarlos y descomponerlos en bolsas para almacenarlos.

Para no amargar los ejemplares grandes, así como los hongos recolectados en la estación seca, recurren a congelarlos en forma hervida. Considera cómo cocinar rebozuelos para congelar:

  1. Los champiñones deben verterse con agua, un poco de sal y hervir. Hervir durante 15 minutos, recogiendo la espuma.
  2. Luego, doble los champiñones en un colador, enjuáguelos con agua corriente y extiéndalos sobre una toalla para que se sequen.
  3. Después del secado, coloque los champiñones en un congelador de una sola capa y congele. Después de congelar, póngalos en bolsas y vuelva a ponerlos en el congelador.

Receta para hacer rebozuelos para el invierno congelando en crema agria o crema

A veces, al freír (sin hervir), los champiñones pueden ser un poco amargos. ¿Cómo congelar los rebozuelos en casa para que no haya amargura en el plato?

Sugerimos utilizar la receta para preparar champiñones para el invierno congelando en crema agria o crema.

  • 2 kg de rebozuelos,
  • 200 ml de crema 30% o crema agria,
  • 3 dientes de ajo,
  • 4 cucharadas. l aceite vegetal
  • 2 cucharaditas sal.
  1. Después de la limpieza previa de los rebozuelos, remoje durante 1 hora en agua fría.
  2. Hervir 10 minutos en agua con sal, eliminando constantemente la espuma.
  3. Dejar escurrir sobre la parrilla y freír en mantequilla hasta que estén doradas.
  4. Vierta la crema y la sal, mezcle y continúe cocinando a fuego lento durante tanto tiempo como la crema se haya evaporado a la mitad.
  5. Agregue el ajo picado y continúe a fuego lento durante 10 minutos.
  6. Retirar del fuego, dejar enfriar y luego poner en recipientes de plástico.
  7. Poner en el congelador y almacenar no más de 3 meses. Puede sorprender a sus invitados con un producto semiacabado tan interesante y complacer a sus seres queridos.

Debe decirse que la duración del almacenamiento de los hongos congelados dependerá del método que elija.

  • Para rebozuelos frescos congelados, no se recomiendan más de 10 meses de almacenamiento en el congelador.
  • Para los rebozuelos cocidos, la vida útil máxima es de 3-4 meses.
  • Los champiñones fritos deben almacenarse en el congelador durante un máximo de 3 meses.

¿Es posible congelar rebozuelos para el invierno?

Chanterelles - un producto rico en vitaminas necesarias para el buen funcionamiento del cuerpo humano. Puede guardar los rebozuelos si se congela, este es el mejor método para conservar los espacios en blanco. La congelación le permite conservar la consistencia de los hongos, el sabor, el aroma y la composición. Pueden y deben ser congelados, ya que este proceso es rápido y fácil en comparación con la conservación.

Las amas de casa principiantes tendrán algunas preguntas. Considere más en más detalle.

Cómo congelar rebozuelos para el invierno en casa:

Los rebozuelos pequeños son ideales para la congelación, como los claveles; en las comidas preparadas son suaves, jugosas y no fibrosas. Si ha capturado rebozuelos grandes, use solo tapas para congelar y use patas de champiñones o caviar de champiñones.

Las rebozuelos se lavan en una gran cantidad de agua corriente fría para eliminar las ramitas, las hojas secas y las partículas de tierra. Si es necesario, enjuague varias veces.

Luego, baje los champiñones al agua hirviendo junto con la cebolla, córtelos por la mitad. Revolviendo constantemente los champiñones con una espumadera, mantenemos los rebozuelos en agua hirviendo durante 15 minutos. Mi abuela dice que entre los rebozuelos (especialmente los comprados), se pueden encontrar "falsos" rebozuelos venenosos que se pueden identificar con la ayuda de una bombilla. Si la bombilla se vuelve azul durante la cocción, significa que había hongos venenosos en el lote.

Colocamos las setas de rebozuelos en un colador y esperamos que se enfríen un poco.

Además, si lo desea, puede cortar los rebozuelos con un cuchillo. Todo depende de dónde vayas a utilizar los rebozuelos congelados. Si el relleno para pizza, pasteles, tortitas o albóndigas, es mejor moler, luego utilizar el producto terminado. Y si planea cocinar papas fritas con rebozuelos o estofado, puede dejar los champiñones tal como son.

Derretir la mantequilla en la sartén. Si planea usar rebozuelos congelados para cocinar platos magros, entonces reemplace la mantequilla con aceite vegetal. Gracias a la mantequilla, los rebozuelos congelados después de descongelar en las comidas preparadas se mantendrán suaves y jugosas.

Freír los rebozuelos en aceite durante 5 a 7 minutos, revolviendo constantemente con una espátula.

Agregue sal y pimienta negra al gusto, retire del fuego y deje que los rebozuelos se enfríen completamente.

Una vez enfriados, los champiñones se colocan en cajas de plástico o en bolsas para congelar.

Cerrar herméticamente y retirar en el congelador.

Amigos, ahora ya saben cómo congelar los hongos rebozuelos para el invierno. Espero que mi conocimiento detallado sea útil. Espero sus comentarios y sugerencias!

Características del trabajo con setas.

Después de regresar del bosque con una gran cantidad de hongos no será posible descansar. Las materias primas deben tratarse de inmediato. A pesar de que no hay gusanos en los rebozuelos, deben procesarse lo antes posible.

Si la extracción es grande, recurren a la ayuda de familiares para ayudar a reducir el tiempo de trabajo. Al mismo tiempo, en la sala caliente, debe ser solo la parte más pequeña que se procesa. El resto se almacena en el refrigerador, bodega o simplemente se lleva a la logia, donde la temperatura es mucho menor.

Las materias primas deben clasificarse rápidamente, divididas por tipo, si son diferentes. Las muestras dudosas se desecharon para no infectar a las personas sanas.

Las setas se congelan crudas, hervidas o fritas. En el proceso de preparación, se clasifican en dos grupos: para tratamiento térmico y simple congelación.

Importante: los hongos tienden a acumular toxinas y metales pesados ​​del aire ambiente, por lo que los especímenes recolectados cerca de carreteras, industrias peligrosas, no traerán beneficios. Los ingredientes nocivos permanecen después de la preparación.

Selección y preparación de setas antes de iniciar el proceso.

Especialmente los artículos cuidadosamente seleccionados para la congelación cruda. Los rebozuelos a menudo gorchat, esta característica tiene grandes individuos maduros. Crudo congelar solo hongos pequeños jóvenes con tapas no reveladas sin daños. La presa debe ser ordenada, clasificada por tamaño, si se decide congelar en crudo. La basura y la hierba se retiran del hongo, sacudiendo completamente la basura de debajo de las tapas, donde se obstruye entre las placas.

Si los champiñones están limpios, sin grumos de tierra, no se pueden lavar antes de congelarlos, solo limpie la basura. Remoje los champiñones antes de que sea imposible la congelación húmeda, deben lavarse rápidamente con agua corriente. Después del lavado, antes de enviarlo a la cámara de preformas, es necesario secarse sobre toallas para que no se conviertan en un trozo de hielo.

La amargura de Chanterelle a menudo aparece después de mantenerse cruda en un congelador, por lo que muchos recolectores de hongos prefieren congelar las materias primas hervidas previamente. Para la preparación: cocción, asado, guisado, todos los especímenes son adecuados, deben lavarse bien y cortarse en partes iguales.

Importante: es necesario procesar rebozuelos durante 10 a 16 horas; los champiñones cortados no se pueden almacenar por más de un día.

Preparación del refrigerador

Antes de colocar los champiñones para congelar, es necesario preparar un refrigerador. Para ello, hacer espacio, aire y lavar el congelador. Los hongos se colocarán en paletas grandes abiertas, por lo que necesitará mucho espacio. El termostato se coloca en una posición que creará una temperatura de -18 ° en la cámara. Esto asegurará una congelación rápida y de alta calidad sin pérdida de propiedades beneficiosas.

Chanterelle congelar recetas en casa

Cada tipo de pieza tiene sus ventajas. Si se congela fresco, es rápido y no causa muchos problemas. Desde entonces, los hongos todavía tendrán que ser cocinados, ya que no se comen crudos como las fresas, no tiene mucho sentido en la cosecha fresca.

Mucha gente piensa que es mejor cocinarlo de inmediato para que luego se pueda agregar al plato durante la cocción.

Congelación de setas crudas.

Plan de congelación gradual sin tratamiento térmico:

  1. Seleccionar pequeñas copias enteras con mayúsculas no reveladas. Lavar y secar o simplemente limpiar bien de la suciedad.
  2. La colocación en un palet en una sola capa no es muy apretada para asegurar una congelación uniforme.
  3. Para congelar durante 12-15 horas en la cámara a una temperatura de -16-18 °.
  4. Transfiera a los contenedores lo más apretado posible, empaque bien, para evitar la entrada de exceso de humedad y olores. Es necesario elegir el tamaño correcto de los contenedores para usar al mismo tiempo.

El recipiente debe estar firmado, lo que indica que se trata de hongos frescos, si otras especies se almacenan en el congelador.

Rebozuelos hervidos

La congelación de los champiñones durará más tiempo, pero evitará posibles amargos y acelerará la cocción. Los rebozuelos hervidos se pueden agregar al plato directamente del congelador. Etapas del trabajo:

  1. Para este tipo de espacios en blanco caben las copias intactas. Se lavan bien y se cortan en trozos del mismo tamaño.
  2. A continuación, hay que cocinar los champiñones. Proporciones - por 1 kilogramo de rebozuelos 2 litros de agua y 1 cucharada de sal.
  3. Tiempo de cocción - 6-8 minutos después de hervir. Para mantener bien los rebozuelos, no se pueden digerir.
  4. Tirar en un colador o colador, dejar que escurra bien. Poner una toalla limpia, secar lo más posible.
  5. Colóquelo en la plataforma sin apretar, acuéstese en la cámara durante 10-12 horas.

Transferencia a contenedores de almacenamiento, sellar herméticamente.

Frito o estofado

Los rebozuelos fritos se conservan bien en el congelador, quedando fragantes y sabrosos. Antes de congelar, usted debe:

  1. Lavar y secar los champiñones. Cortar en rodajas iguales. Antes de freír, los rebozuelos no se hierven.
  2. Poner en una cacerola y freír hasta que el líquido esté completamente fuera. Vierta el aceite y espere a que se dore un poco.
  3. Es necesario cocinar en aceite vegetal; las grasas animales no se recomiendan para el almacenamiento a largo plazo. Además, no agregue especias y verduras.

Después de eso, debe esperar a que se enfríe zazharka, asegurando la escorrentía del exceso de aceite. Para ello, puede utilizar un tamiz o una toalla de papel. Transferir a un contenedor de almacenamiento y almacenar en el congelador.

En forma de caldo

Si el volumen del congelador lo permite, puede congelar para almacenar los hongos en el caldo. De esta manera, usted puede preparar la base para la sopa futura:

  1. Hierva el agua, agregue sal, pimienta, agregue los champiñones.
  2. Hervir durante 6-8 minutos, eliminando la espuma.
  3. Verter con champiñones en recipientes, esperar a que se enfríen.
  4. Coloque los recipientes en el refrigerador, después de congelarlos, empáquelos bien en bolsas.

Así que congelar y vaciar el caldo que queda después de hervir los rebozuelos para congelar.

Cuánto y cómo se almacenan los espacios en blanco.

Los rebozuelos congelados conservan el buen sabor y el olor durante 3-4 meses. A una temperatura constante en el congelador se puede almacenar hasta un año, pero su sabor inevitablemente se deteriorará. Si es necesario descongelar el refrigerador, los recipientes se deben transferir a otro lugar frío para evitar que se descongelen, ya que no se pueden volver a congelar. Durante el almacenamiento a largo plazo en rebozuelos, puede aparecer amargura, que tendrá que combatirse con varias etapas de ebullición, como resultado, perdiendo todo el gusto y el olfato.

Cómo descongelar

Los rebozuelos frescos congelados requieren un deshielo largo y gradual. Se transfieren del congelador a la cámara principal, al estante con la temperatura más baja. Cuando el hielo se ha ido, el recipiente se coloca en la habitación para un mayor calentamiento.

Acelerar el proceso en un microondas o agua caliente conducirá a la desoxidación, pérdida de forma y sabor. Si es necesario cocinar los rebozuelos, es mejor sacarlos del congelador previamente y colocarlos en el refrigerador durante la noche. Las setas que están pre-hervidas o fritas, descongeladas no son necesarias. Se encuentran en forma de helado y se agregan inmediatamente al plato preparado. Por eso es mejor almacenar los zorros en pequeñas porciones a la vez.

La congelación de rebozuelos y otros regalos forestales ayuda en invierno a diversificar su menú, para que la dieta sea más útil y equilibrada. Y aunque los hongos frescos están constantemente en las tiendas, es imposible compararlos con las bellezas de los bosques: rebozuelos, incluso los congelados.

Método número 2. Chanterelles fritos congelados

  1. Tome el número requerido de hongos, casi todos los especímenes son adecuados para freír. Vale la pena deshacerse de los mimados. Si usted mismo ha recolectado rebozuelos, no es deseable lavarlos.
  2. Examina los hongos, deshazte del exceso de ramitas, hojas y la posible suciedad. Luego envía los rebozuelos a la sartén con una pequeña cantidad de aceite vegetal. El tiempo de cocción es en promedio 20 minutos.
  3. Asegúrese de que los champiñones evaporen el exceso de líquido y los rebozuelos cubiertos con una corteza rojiza. Para freír el producto debe ser sin agregar especias y componentes distintos del aceite en sí.
  4. Está prohibido asar en grasa animal. De lo contrario, los hongos pueden obtener respiraderos, la vida útil se reducirá a 1 mes. Después de asar en aceite vegetal, poner los rebozuelos en toallas de papel, esperar hasta que se enfríen completamente.
  5. A continuación, empaca las setas de manera conveniente para ti. Enviar para el almacenamiento a largo plazo en el congelador. La ventaja indudable de los rebozuelos es que no es necesario cocinarlos antes de freírlos.

Método número 3. Congelar rebozuelos en forma de caldo

  1. Esta opción se considera ideal si planea cocinar la sopa. Prepare rebozuelos utilizando el método estándar, elimine los desechos y las malas muestras. Vierta suficiente agua en un recipiente resistente al calor, espere a que hierva.
  2. Después de la aparición de las primeras burbujas, agregue sal y pimienta al gusto. También puede agregar verduras frescas picadas. Enviar los champiñones a la masa total en la sartén, mezclar bien. Cocer los rebozuelos durante unos 7 minutos.
  3. Luego doblarlos en un colador, manteniendo el caldo. Espere hasta que los champiñones y el líquido se hayan enfriado. Tome un recipiente para alimentos, póngale clips de comida o una bolsa de plástico.
  4. Coloque los champiñones en un recipiente, rellene los rebozuelos con caldo enfriado. Enviar el producto terminado en el congelador durante un par de horas. Después de curar, retire el compuesto del recipiente tirando del polietileno.
  5. Coloque la pre-briqueta resultante en una bolsa, luego vuelva a enviarla al congelador hasta el momento adecuado para usarla.Sobre la base del producto semiacabado, puede hacer una deliciosa sopa o un segundo plato.

Método número 4. Rebozuelos hervidos congelados

  1. La clara ventaja de los rebozuelos cocidos es que no te arriesgas a dejar amargura en los champiñones. Clasificar cuidadosamente el producto, deshacerse de la basura extraña. Si es necesario, cortar las piezas grandes en dos.
  2. Vierta agua en los utensilios de cocina para que resulte ser 2 veces más que los hongos. Espere a que hierva, agregue 15-20 gramos. Sal de roca por 1 kg. producto A continuación, agregue el número deseado de rebozuelos.
  3. La duración de cocinar los champiñones es de 6 minutos. Si se forma una película durante el proceso, deséchela de inmediato. Los rebozuelos se pueden cocinar un poco más, pero corre el riesgo de que los champiñones pierdan su sabor y sabor anteriores.
  4. Después de la manipulación principal, coloque los rebozuelos en un tamiz o en un colador, espere hasta que el líquido se haya drenado completamente. A continuación, ponga los champiñones sobre una toalla, deje que los rebozuelos se sequen.
  5. Ignorando el consejo, el exceso de humedad se destacará y se convertirá en hielo. No tiene nada de terrible, solo se deteriorará la apariencia estética del producto. Coloque los champiñones en una bandeja, envíe a la cámara durante 12 horas. Después de eso, coloque las porciones en contenedores, reenvíelas a la cámara durante mucho tiempo.

Cómo descongelar correctamente las rebozuelos

  1. Para descongelar los hongos de una manera apropiada, necesita dividir las acciones en etapas. Obtenga el producto congelado y envíelo al estante más frío del refrigerador. Periódicamente abra la puerta para monitorear el proceso.

Es fácil preparar rebozuelos para el invierno, si sigue consejos simples. Desde los rebozuelos descongelados se pueden cocinar casi todos los platos, no hay restricciones. Añadir setas a las composiciones básicas, en repostería o ensaladas. Elija el método más adecuado de congelación o utilice cada uno de ellos.

Loading...